Me llamo Iñaki, y soy el autor del blog Magia con K. Pero hoy me gustaría contaros mi experiencia como alumno del Instituto de Magia.

Como casi todos, conocí a Borja Montón a través de youtube, de hecho buscaba un tutorial para aprender a lanzar cartas, y lo aprendí gracias a uno de sus vídeos. A partir de ese momento fui regularmente viendo su contenido, me suscribí a su newsletter y de repente, un día me llegó un mail: “Se abre el instituto de magia”.

Siempre me ha gustado la magia, pero nunca me había inscrito en ninguna escuela, aprendía en mi casa, solo con mis libros y mis barajas. Así que después de valorarlo decidí probar a ver como era eso del instituto.

La verdad que el mes de prueba se me pasó volando y decidí continuar las clases. El formato me parece genial y fácil de llevar. Una clase a la semana, pan comido.

En las primeras semanas fundí todo el contenido disponible, posiblemente por las ganas de aprender cosas nuevas… Magia para enamorar, introducción a la magia, las primeras clases. Pero cuando se liberó “La dama inquieta”… Eso ya era harina de otro costal… Luego vino “Assembly”, “Travelers”…

Al final lo que parecía que iba a ser fácil de llevar al día, se convirtió en un desafío mágico, y me encanta.

Pues bien, llevo ya un año en el instituto y tengo que decir que estoy aprendiendo muchísimo más de lo que podía imaginar. He encontrado gente con las mismas inquietudes que yo, compañeros de magia que te ayudan con los juegos, te dan ideas y te critican los manejos.

El grupo de compañeros es muy divertido, siempre hay alguno que se le ocurre una idea loca o comparte un video y se abre el debate.

Uno de los últimos aciertos del Instituto, son los retos mensuales. Si, habéis leído bien, RETOS. Surgió en una de las tutorías y la verdad que la idea está teniendo bastante acogida.  Cada mes tenemos que elaborar una rutina/juego con unas restricciones, para obligarnos a aplicar todo lo aprendido en las clases y a trabajar nuestro ingenio y creatividad. ¿Dificil? Si ¡pero a la vez estimulante!

Del profesorado no puedo decir más que son la caña, te ayudan, te responden a las dudas, te aconsejan… Además que sólo hace falta ver la foto con el cuadro de profes…

Además, para celebrar el final del 1er curso, se celebró en Madrid una gala del Instituto, donde se podía actuar si se quería y demostrar todo lo aprendido durante el curso.

Se organizó un congreso online, el Magic Summit, donde se daban conferencias, y hubo una gala también ¡¿Qué más se le puede pedir a una escuela online de magia?!

Personalmente he subido mi nivel en la magia desde que estoy inscrito en el instituto. Me atrevo a actuar ante grupos relativamente grandes de gente. Estoy elaborando mi rutina de varios efectos y preparándome para debutar ante público “real” y todo gracias al apoyo de la escuela y los compañeros.

Recomendaría el Instituto, pues ¡claro que sí! No importa que seas aficionado o te quieras dedicar profesionalmente a la magia. Es un punto de partida estupendo.

Si quieres, puedes seguir mis andanzas en el mundo de la magia pasándote por mi blog, Magia con K.

Nada más, y como dice Borja: “Que la magia os acompañe”.

 

K.

Borja Montón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *